Ponen en entredicho los bienes de Kimberly Taveras

En medio de señalamientos de actos de corrupción, las re­des sociales han pedido a gri­tos la cabeza de la ministra de la Juventud, Kimberly Tave­ras, luego de que salieran a re­lucir denuncias sobre contra­tos irregulares de empresas de recogida de basuras y una es­tación de gasolina ligada a la incumbente.

Durante una entrevista concedida a la periodista Nu­ria Piera, Taveras justificó su fortuna de 106 millones de pesos con apenas 33 años, se­gún su declaración jurada de bienes, a negocios que enta­bló con su exesposo Juan Car­los Ventura y a sociedades con su actual pareja, Jheyson Cas­tillo, quien es hijo de la super­intendente de Seguros, Josefa Castillo.

De acuerdo al reportaje de investigación titulado “Kim­berly Taveras, una emprende­dora que se ha beneficiado del Estado”, el fuerte de la fortuna de la ministra son las compras de camiones los cuales los al­quila a los ayuntamientos pa­ra la recogida de basura.

Entre los ayuntamientos del Partido Revolucionario Moderno (PRM) con los que tiene contratas, están el de Hato Mayor y Santo Domin­go Este.

Al ser preguntada por Nu­ria: ¿por qué las cooperativas le prestan tanto dinero? Res­pondió: “Las personas a las que nosotros les compramos los equipos tienen acuerdos con esas cooperativas porque es de ese territorio”.

Taveras justifica sus ingre­sos en tres compañías de su propiedad, entre ellas Ares Imperio, dedicada a la expor­tación e importación de vehí­culos y currier. También tiene estación de expendio de gaso­lina a nombre de su madre y otra hermana.

No obstante, exregidores denunciaron que esos contra­tos fueron frutos del tráfico de influencias debido a que Cas­tillo, quien también funge co­mo presidente de la Juventud del PRM, es considerado co­mo una personalidad bastan­te influyente en ese municipio.

Tendencia

Bajo el hashtag de #Kim­berlyRenuncia, las exigencias de su destitución por parte de los cibernautas se mantuvie­ron durante todo el día.

Incluso, la primera dama Raquel Arbaje reaccionó al re­portaje de Nuria Piera y a las exigencias de los usuarios de Twitter.

“Todo debe verse con obje­tividad y transparencia, no es mi competencia. Pero estoy atenta. A Kimberly Taveras la estimo. Esperemos”, escribió la esposa del presidente Luis Abinader. Mientras que el di­rigente del PRM, Emmanuel Esquea Guerrero, también opinó al respecto.

“Lo que vi y oí anoche en el programa de Nuria Piera me  recordó al gobierno del PLD. El pueblo y yo esperamos las consecuencias!”, sostuvo Es­quea Guerrero.

Además, escribió que: “En­tonces, vamos a defender lo mal hecho porque el otro lo hizo peor, o por que este es de los nuestros? Conmigo que no cuenten para eso! No ten­go delincuentes fa0voritos!”, haciendo referencia a que no argumentará ninguna defen­sa a favor de su compañera de partido. Sin embargo, Ramón Albuquerque sí esgrimió argu­mentos a favor de Taveras.

“la ministra Kimberly Tave­ras Duarte la conocí como es­tudiante de ingeniería en la UASD, le asesoré y para apo­yar su liderazgo le doné un autobús usado, asistí a su bo­da con un joven empresa­rio acomodado del transpor­te, por años es empresaria, la admiro.!Brillante y honesta!”, dijo Albuquerque.

fuente: listin diario

Comenta con facebook